ES
Europe
Austria DE
Belgium NL-BE | FR
Denmark DA
France FR-FR
Germany DE
Italy IT
Luxembourg DE | FR
Netherlands NL
Portugal PT
Spain ES
Sweden SV
Switzerland DE | FR
United Kingdom EN-UK
North America
United States EN
International
English Version EN
 

Conocimientos linfáticos

Nuestra aspiración: Su bienestar

La linfología es el estudio de las enfermedades del sistema linfático y de los vasos linfáticos.. El diagnóstico precoz de las disfunciones del sistema de vasos linfático es importante, ya que pueden tener graves efectos sobre la salud. Por tanto, una enfermedad linfática no tratada puede ocasionar importantes perjuicios en la vida diaria y en el trabajo. Por lo tanto, el tratamiento debe realizarse lo antes posible para contrarrestar el empeoramiento de la enfermedad.

El sistema linfático

El sistema linfático del ser humano

Fig. 1: El sistema linfático

Fig. 2: Los vasos linfáticos absorben el líquido y los "productos de desecho" del tejido intermedio de las células

Además del sistema de vasos sanguíneos, el sistema de vasos linfáticos es otro sistema vascular muy importante en el cuerpo humano. También atraviesa todo el cuerpo y por lo general transcurre en paralelo a los vasos sanguíneos. En comparación con la circulación sanguínea, el sistema de vasos linfáticos no es un circuito cerrado en sí mismo. Se trata de un sistema semiabierto. 

El sistema linfático es el componente más importante del sistema inmunológico humano. Funciona como un sistema de transporte y desecho de diversas sustancias que entran en los espacios intercelulares a través de los vasos sanguíneos y que no pueden ser eliminadas por el cuerpo por otros medios.

Solo con un sistema linfático intacto y una extracción óptima del líquido linfático (linfa) se puede eliminar esta llamada "carga linfática". Las cargas linfáticas son principalmente sustancias como proteínas, grasas alimenticias, células y restos celulares, pero también patógenos como bacterias y virus.

Edema

Los edemas son hinchazones visibles y palpables, que pueden aparecer a causa de diferentes enfermedades o después de operaciones o lesiones. Un edema se forma por la acumulación excesiva de líquidos o adipocitos en el tejido. El líquido se acumula y ya no se puede eliminar por completo.

Los edemas a menudo causan dolor debido a la presión o tensión y restringen el movimiento, lo que puede tener un efecto adverso considerable en las personas afectadas. Las diferentes formas de edema no son fáciles de distinguir. 

Icono de información

Información relevante

  • Los edemas no siempre son patológicos, pero nunca ocurren sin una razón. Por lo tanto, siempre es importante que un médico aclare la causa.

Tratamiento de edemas

La curación de linfedemas y lipedemas no es posible. Sin embargo, cuanto antes se inicie la terapia, mayores serán las probabilidades de detener la progresión de la enfermedad. Esto también puede reducir o prevenir complicaciones y síntomas secundarios tales como efectos perjudiciales extremos para el movimiento, enfermedades de la piel o trastornos venosos adicionales.

Terapias conservadoras eficaces para el edema: terapia de descongestión física compleja (linfedema) o combinada (lipedema) (TFDC). Constan de los siguientes componentes:
Drenaje linfático manual (DLM), terapia de compresión, cuidado de la piel / restauración de la piel y terapia de movimiento descongestiva y terapia respiratoria. Se dividen en dos fases sucesivas. Es de especial importancia la cooperación activa / el autotratamiento del paciente (autogestión). Con ayuda de estos componentes es posible tratar de manera eficaz el linfedema y, hasta cierto punto, el lipedema, para contrarrestar la agravación, lograr mejoras y mantenerlas.

Los componentes de la TFDC (terapia física descongestiva combinada) en la terapia conservadora

Representación de la terapia física descongestiva combinada


Fase 1: Fase de descongestión


La primera fase de la TFDC tiene como objetivo mejorar el drenaje linfático en la región del cuerpo enferma, relajar el endurecimiento de los tejidos (fibrosis) y facilitar la eliminación del líquido rico en proteínas del edema.

Esta fase está constituida por los componentes de un drenaje linfático manual (DLM) exhaustivo, realizado, a ser posible, diariamente, de terapia de compresión suplementaria realizada a ser posible, diariamente, así como de terapia de movimiento y cuidado de la piel.

Fase 2: Fase de mantenimiento

En la segunda fase de la TFDC, las unidades del DLM se reducen en función de las necesidades terapéuticas individuales y se intenta mantener y optimizar a largo plazo el éxito terapéutico alcanzado.

Esto se realiza con ropa de compresión de tejido de punto plano (p. ej. Juzo Expert Juzo Expert Strong) y terapia de movimiento.

1. Drenaje linfático manual (DLM)
El DLM es una técnica de masaje terapéutico. Con intervenciones especiales es posible activar el drenaje linfático y desintoxicar el tejido.

El líquido acumulado y rico en proteínas se elimina a través del sistema linfático. De esta manera, el edema puede retroceder y el tejido conjuntivo endurecido (fibrótico) se relaja y, por lo tanto, se ablanda. El tratamiento del lipedema se centra en la reducción del dolor y la movilización de los tejidos. A diferencia de un masaje convencional, el drenaje linfático se realiza con intervenciones suaves y lentas. Su médico discutirá con usted si el drenaje linfático es adecuado para usted.

2. Terapia de compresión
Para mantener la situación de descongestión después del DLM, la terapia de compresión debe utilizarse inmediatamente después del DLM para reducir una nueva acumulación de líquido linfático.

Debido a las grandes variaciones de tamaño que se esperan en la fase 1 de la TFDC debido a la continua reducción de volumen, la parte del cuerpo afectada debe comprimirse con vendas de compresión linfáticas especiales (por ejemplo, con Juzo SoftCompress junto con vendajes de compresión de baja elasticidad). Estas permiten una adaptación individual a los pacientes y sus edemas respectivos. Hacia el final de la primera fase de la TFDC, en la que es de esperar menos fluctuaciones y reducciones de contorno, los vendajes de compresión utilizados se sustituyen por prendas de compresión linfática, de tejido de punto lo más plano posible, para mantener el éxito terapéutico de la fase de descongestión. Estas se producen por separado y de forma individual para cada paciente.

Un tratamiento de compresión perfecto y adaptado de forma óptima no debe apretar ni deslizarse. Especialistas especialmente cualificados determinan productos de compresión individuales basados en las medidas personales de su cuerpo, que se fabricarán exactamente para usted. El ajuste debe ser revisado regularmente en comercios especializados y volverse a medir para otros productos.

3. Terapia de movimiento y respiratoria descongestiva
Los ejercicios dirigidos o el movimiento general en compresión continúan fomentando el drenaje linfático durante la fase de mantenimiento.

Esto permite que el éxito del DLM y de la terapia de compresión se mantenga de forma permanente y que el edema disminuya aún más. Es sumamente importante que colabore en la terapia con mucha automotivación para conseguir los mejores resultados posibles.

4. Cuidado y restauración de la piel
El cuidado diario de la piel es particularmente importante en ambas fases de la TFDC. La piel de los pacientes con edema es mucho más sensible y susceptible a la inflamación e infección que la de los pacientes sin edema o las personas sanas.

La piel se reseca y puede comenzar a picar con el tratamiento regular con vendajes de compresión o el uso diario de ropa de compresión. Un cuidado inadecuado puede tener como consecuencia la aparición de zonas escamosas o agrietadas donde las bacterias pueden penetrar más fácilmente en la piel. Con linfedema, esto puede provocar complicaciones como erisipela u otras infecciones bacterianas.

Limpie su piel con un jabón con un valor de pH ácido (todos los valores por debajo de 7) para preservar el manto ácido protector de la piel. Además, debería aplicarse minuciosamente una loción nutritiva e hidratante (p. ej. Juzo Lymph Lotion) por la mañana y por la noche. Asegúrese de que la loción haya sido absorbida completamente en la piel antes de ponerse la prenda de compresión.

5. Explicación y formación para la autoterapia individual
La implicación activa del paciente es importante para el éxito a largo plazo de la terapia. Para ello necesita información sobre el funcionamiento del sistema linfático, la interacción de los componentes individuales de la terapia y las consecuencias de no seguir estrictamente la terapia.

Los cursos de formación en técnicas de respiración, gimnasia de descongestión, aplicación personal de vendajes, cuidado de la piel y la cooperación con organizaciones de auto-ayuda son útiles. A veces el apoyo psicológico también resulta útil. El objetivo es mejorar la autogestión, influir positivamente en el curso de la enfermedad, facilitar la organización de la vida cotidiana y aumentar la calidad de vida.

Icono de información

Información relevante

  • Las prendas de compresión son ceñidas y son como una segunda piel. Por tanto, sobre todo al iniciar una terapia, hace falta un poco de práctica para ponérselas. Sin embargo, no deje que esto le desanime, porque con el tiempo, algo de experiencia y herramientas útiles, vestirse se vuelve cada vez más fácil.

Consejos para el día a día

Un factor decisivo es una actitud positiva hacia uno mismo y hacia su cuerpo: acepte su edema. Viva con el edema, pero no PARA el edema. En general, es válido lo siguiente: Evite lesiones, esfuerzos excesivos, calor o frío excesivos.

Señora con linfedema paraguas

Cuidado corporal e higiene

El cuidado diario del cuerpo es especialmente importante para los pacientes con edema, ya que la piel en las áreas afectadas puede ser muy sensible y susceptible a inflamaciones e infecciones.

  • Limpie sus prendas de compresión diariamente para mantener sus propiedades elásticas.
  • Para el cuidado de la piel, utilice jabón con un pH ácido (todos los valores por debajo de 7). De este modo, conservará el manto ácido protector de su piel.
  • Nutra y cuide de su piel con un cuidado nutritivo e hidratante (p. ej. Juzo Lymph Lotion). No se ponga la prenda de compresión hasta que la piel haya absorbido completamente la loción de cuidado.
  • Consulte a un médico si nota signos de enrojecimiento superficial, fiebre repentina, dolor espontáneo e hinchazón o un enfermedad micótica (enrojecimiento con picazón, uñas amarillas y quebradizas, grietas entre los dedos de los pies).
  • Preste atención al cuidado meticuloso de las uñas y no las corte en la cutícula.
  • Lleve siempre consigo un desinfectante para que pueda reaccionar inmediatamente en caso de lesión.
Icono manzana

Alimentación
Siempre se recomienda una alimentación saludable, ya que cada kilo de más supone una carga adicional para el cuerpo:

  • trate de alcanzar y mantener un peso normal.
  • Proporcione a su cuerpo suficiente fibra y reduzca el azúcar y la grasa.
  • Evite o reduzca el alcohol y la nicotina si es posible.
  • Beba al menos 2 litros al día, preferiblemente agua o bebidas sin azúcar.
Icono deporte

Deporte
En el caso del linfedema y el lipedema, no es posible decir en términos generales lo que es bueno para el individuo. Por lo tanto, escuche dentro de sí mismo y preste atención a los signos de su cuerpo:

  • Deportes como el footing, la caminata, nadar o el aqua-fitness en aguas no demasiado calientes son muy adecuados y apoyan las medidas terapéuticas. La presión del agua también actúa como compresión "natural".
  • Conceda preferencia a los deportes de resistencia y las actividades físicas con movimientos suaves. Use su ropa de compresión durante las actividades deportivas.
Icono ropa

Ropa
Debido a los mayores contornos en piernas y/o brazos u otras partes del cuerpo afectadas, puede ser difícil para los pacientes con edema encontrar ropa o zapatos adecuados:

  • Use ropa cómoda que no limite sus movimientos.
  • Preste atención a que no le aprieten puños o correas.
  • Conceda preferencia a calzado cómodo, idealmente con tacones bajos, posiblemente zapatos ortopédicos.